Remedios para garganta irritada

garganta-irritada

La garganta irritada es más habitual con la llegada del frío, aunque también existen otros agentes que pueden provocarla. Por ejemplo, el tabaco, la contaminación del ambiente, así como aquellas profesiones en las que se fuerza mucho la voz.

En este artículo vamos a ver algunos remedios para tratar la garganta irritada, pero antes vamos a describir brevemente las causas más habituales que la provocan.

Causas de la garganta irritada

  • Virus: En la gran mayoría de las ocasiones, la garganta irritada es el resultado de un virus y de los resfriados que provocan. 
  • Bacterias: También hay enfermedades bacterianas que la pueden causar.
  • Otros: También pueden causar garganta irritada estar en un ambiente excesivamente seco o algunos elementos irritantes que se encuentren en el ambiente.

¿Cómo combatir la garganta irritada?

Existen diferentes remedios para combatir la irritación de garganta. Aquí vamos a ver algunos remedios existentes:

Pastillas para chupar

Hay diferentes tipos de pastillas para chupar que te permiten acabar con la irritación de garganta. Por ejemplo, dispones de la gama Stepsils pastillas para chupar. Las podemos encontrar en diferentes sabores, como sabor miel y limón, fresa, limón, menta y con Vitamina C y están indicadas a partir de los 6 años de edad. 

Además, dispones de Strepsils con lidocaína pastillas para chupar, indicadas para mayores de 18 años, que consiguen aliviar el dolor gracias a que contienen lidocaína, anestésico local. Strepsils te proporciona un alivio de la irritación de garganta y de la dificultad para tragar que actua a los 5 minutos y dura hasta 2 horas.

Lea las instrucciones de este medicamento y consulte al farmacéutico. Strepsils es un medicamento de Reckitt Benckiser Healthcare S.A.

 

Miel

La miel tiene propiedades hidratantes y reparadoras. Puede ayudar a suavizar la zona y también podría contrarrestar la tos.

Hay que tener en cuenta que contiene gran cantidad de azúcar, por lo que hay que moderar su consumo. También podemos añadirla en agua caliente, o a la hora de tomar un té.

Infusión de manzanilla

La infusión de manzanilla actúa como calmante natural que también se emplea para tratar algunas dolencias. Tiene propiedades antiinflamatorias y astringentes, clave para combatir el dolor de garganta.

Alivia sistemáticamente los síntomas del resfriado, incluso contribuye a destaponar las vías nasales.

Sin embargo, aunque el alivio es inmediato, el efecto no dura mucho tiempo.

Menta

La menta, tanto en forma de infusión, como mediante aceite de menta, pueden servir como complemento a un tratamiento para combatir la garganta irritada.

La menta es una planta que tiene propiedades antivirales, antiinflamatorias y antibacterianas, muy utilizada para el tratamiento de infecciones.

La preparación es muy sencilla: simplemente pondremos a hervir agua y añadiremos un puñado de hojas de menta. La retiramos del fuego cuando hierva, la colamos y tomamos tibia.

Recomendaciones más habituales para evitar que la garganta se vuelva a irritar

  • Hidratarse correctamente: La falta de hidratación se lo pondrá fácil a las bacterias para que puedan causar una infección en la garganta. Es invierno es más fácil olvidarse de seguir una hidratación correcta, pero debemos esforzarnos en conseguirlo. Siempre que puedas, consume bebidas calientes.
  • Respirar por la nariz: Respirar por la boca puede ser un problema, ya que daremos acceso directo a las bacterias a nuestra boca.
  • Evita los factores irritantes: El tabaco y el polvo irritan nuestra garganta, por lo que tenemos que conseguir un ambiente libre de ellos.
  • Si notas molestas al tragar, refuerza el consumo de alimentos líquidos calientes, como pueden ser caldos, o sopas.
  • Mantén el cuello caliente: Evita que tu cuello sufra variaciones bruscas de temperatura. Para ello, puedes usar bufandas u otras prendas de abrigo.
  • Cuidado con los ambientes resecos: Si vives en un ambiente reseco, compra un humidificador para elevar la humedad relativa.
  • No fuerces la voz: Asegúrate de que tu voz descansa lo suficiente y no la fuerces. Si se fatigan las cuerdas vocales, será más fácil que se nos irriten.

Utiliza estos remedios, sigue estos consejos y la garganta irritada será historia.

[vivafbcomment]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *