Remedios caseros para la hiedra venenosa

Remedios caseros para la hiedra venenosaSobre la hiedra venenosa hay muchas discrepancias con las opiniones de los expertos. Algunos indican que realmente esta planta es venenosa pues el contacto con ella produce irritaciones y dermatitis en la piel, mientras que otros aseguran que esas irritaciones son causadas por una reacción alérgica al urushiol, una sustancia que se encuentra en la planta.

En este artículo le hablaremos de algunos remedios caseros para la hiedra venenosa, así como algunos consejos útiles.

Los mejores remedios caseros para la hiedra venenosa

  1. Tiza: Pulverizar un poco de tiza y mezclarla con agua. Aplicar esto sobre la erupción y el remedio natural para la hiedra venenosa hará su efecto.
  2. Naranja: Gracias a las propiedades antisépticas, antibacterianas y antiinflamatorias, restregando una rodaja de naranja sobre la zona donde se tiene la irritación se aliviará el dolor e impedirá que se infecte.
  3. Limón: Frotar una rodaja de limón sobre la herida tiene el mismo efecto que si lo hicierais con la naranja, pues comparten las mismas propiedades.
  4. Cangrejo: Hervir en un litro de agua un poco de cangrejo por diez minutos. Luego remojar unos algodones y aplicar sobre las erupciones.
  5. Sandía: Otro buen remedio para la hiedra venenosa es restregar la parte carnosa de la cáscara de la sandía en la zona afectada.
  6. Plátano: Restriegue por la zona afectada la piel, por la parte de dentro, de un plátano, o una banana, para reducir el dolor y la irritación.
  7. Aloe vera: Sin lugar a dudas, el mejor remedio para tratar la hiedra venenosa es aplicar una capa de aloe vera sobre la zona afectada. Luego cubrir con una venda o una gasa para que haga su efecto esta planta milagrosa.
  8. Combinado de vinagre de manzana con agua de alumbre: Combinar ambos ingredientes en un vaso con la misma cantidad por ambas partes y aplicar sobre la zona afectada con una bola de algodón.
  9. Bicarbonato de sodio: Echar en un litro de agua bicarbonato de sodio, una cucharada bastará, y calentar un poco. Luego remojar un paño en este preparado y aplicar sobre la zona afectada.
  10. Jugo de tomate: Triturar unos tomates verdes, o comprarlo el jugo ya hecho, para obtener su jugo. Aplicar un emplasto en la zona afectada.
  11. Llantén: Si tiene llantén en casa, tiene un buen remedio para combatir la hiedra venenosa. Frote la zona afectada con las hojas de esta planta.

Consejos naturales para tratar la hiedra venenosa

Aparte de estos remedios, también le aconsejamos:

  • Cuando vaya a tocar la planta, lo mejor es usar guantes, para asegurarse de que no acabe sufriendo una irritación.
  • Aunque no haya entrado en contacto directo con la planta, debe descontaminar, usando agua oxigenada, todo lo que haya usado para el tratado de esta.
  • No incinerar esta planta, pues se esparcirá por el aire y esto podría provocarle serias irritaciones.
  • No exponer las irritaciones al sol y no tratar de curarlas con alcohol.
  • Si va a remojar la irritación porque le duele, mejor utilice agua fría, no agua caliente.

Si estos remedios caseros para la hiedra venenosa le han sido de utilidad, seguro que también lo serán nuestros remedios caseros para la dermatitis, para el sarpullido o para las ampollas.

Margarita Sánchez

¡Hola! soy +Margarita Sánchez, ¿hablamos?.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *