Qué son las extensiones brasileñas

¿Por qué elegir extensiones brasileñas?

Es un novedoso método para la colocación de extensiones en el que no se usan componentes químicos que puedan dañar el cabello original. Con este método se asegura que las extensiones duren de seis a doce meses, haciendo que la caída sea mínima. Por ese motivo este tipo de extensiones suelen tener tanta cabida en el mercado del todo el mundo, por la facilidad en su colocación y por prolongada duración una vez injertadas en el cabello.

La forma de colocación consiste en agarrar las extensiones al cabello original mediante una serie de bandas elásticas. Aunque es un método simple requiere que lo haga un profesional, al que también habrá que acudir cuando quieran retirarse.

Para este tipo de extensiones se usan dos tipos de cabellos naturales: el cabello virgen brasileño y el cabello templo (o remy) de origen hindú.

El virgen brasileño es un cabello ondulado que no ha sido tratado. Aunque sea un cabello rizado se coloca sobre cualquier tipo de cabello y, posteriormente, se procede a su tratamiento junto al cabello original. Se puede rizar más, alisar o teñir, al ser cabello virgen soportará todo tipo de productos.

El remy o templo, es un cabello virgen de origen hindú. A diferencia del brasileño es de pelo liso. Al estar sin tratar, sólo se encuentra en el color natural hindú: castaño oscuro y negro. Una vez colocadas las extensiones tu estilista procederá a teñirlas o moldearlas.

Extensiones perfectas para estar más bella

Estas extensiones, al ser de cabello virgen, aportan aspecto de pelo propio. No usa químicos en su colocación que estropeen el cabello y pueden teñirse o moldearse a tu antojo. Atrévete a lucir melena con el método brasileño: las extensiones perfectas para la mujer de hoy. Existe un amplio catálogo de extensiones brasileñas del cual podrás elegir el tipo que mejor se adapta a tu estilo.