Peinados de boda sencillos

Peinados de boda recogidos

Moño retorcido. Lo primero que deberás hacer es cepillarte muy bien el pelo. Después, divide el pelo en dos secciones y enróllalas haciendo un nudo. Cuando hayas acabado el nudo, coge el mechón que queda abajo y colócalo doblándolo hacia arriba y a la izquierda y haz lo mismo con el mechón de arriba, colocándolo hacia la derecha. Sujétalo con ganchos y el peinado ya estará listo.

Trenza bohemia. Comienza por peinarte con la raya a un lado de la cabeza y una vez estés lista, empieza a hacer una trenza francesa en la parte que se haya quedado con más pelo. Sigue trenzando hasta llegar al final de la oreja, entonces, sujeta la trenza con una goma. Ahora deberás coger el resto del cabello e ir retorciéndolo hacia atrás hasta llegar y juntarlo con la trenza francesa que has hecho. Una vez esté todo el pelo junto haz una trenza de cola de pez y listo.

Peinados de boda semirrecogidos

Cabello suelto con dos trenzas. Este peinado puedes lucirlo tanto con el pelo liso como con el pelo ondulado. Es tan sencillo como hacer dos pequeñas trenzas en cada lateral de la cabeza y juntarlas entrelazándolas entre ellas. Sujeta con un par de clips y ya tienes listo el peinado.

Nudos franceses. Peina tu cabello con la raya al lado. Entonces, coge dos mechones y sepáralos. Con estos dos mechones realiza un nudo flojo y sujétalo con un par de horquillas. Repite este proceso hasta legar a la mitad de la cabeza y tendrás un peinado elegante y original para deslumbrar a todos en la boda.