¿Cuál es la forma correcta de cuidar de la boca?

Puede que te cueste creerlo, pero a pesar de todos los esfuerzos que hacen los expertos, la boca sigue siendo la parte del cuerpo que menos se cuida, lo que trae consigo grandes problemas de salud, con diversas enfermedades.

Mantén tu boca sana, y así no tendrás que recurrir a implantes dentales

¿Sabes la vital importancia que es la limpieza diaria de tus dientes? Las caries pueden pueden producir poco a poco fisuras en tus dientes que hace que estos se rompan, lo que te obligará a ponerte unos implantes dentales pues, muchas veces, el diente no tiene salvación y la única solución es la extracción. Pero no es lo único que debería preocuparte, ya que una mala higiene bucal puede tener como resultado la aparición de muchas infecciones y enfermedades. Por ello, es bueno que aprendas a como cuidarla:

  • Dos cepilladas al menos dos veces al día: Aunque lo recomendable es que los dientes se limpien después de cada comida, los expertos aseguran que con dos limpiezas al día basta para mantener los dientes sanos y fuertes.
  • Cambia el cepillo cada determinado tiempo: El cepillo de dientes no va a durar para siempre. Todo lo contrario, hay que cambiarlo cada tres meses por un nuevo, antes de que las cerdas estén dobladas. Además, es bueno que elijas una pasta de dientes que se ajuste a tus necesidades: de blanqueamiento, para tratar las encías…
  • ¿Usar hilo dental?: Son muchos los debates que hay con respecto al uso de hilo dental. Hay defensores y detractores. Pero lo que ningún bando puede negar es que no hay mejor herramienta para eliminar la capa bacteriana que se mete entre los dientes.
  • Ten cuidado con lo que comes: Lo que más daña los dientes son los amientos ricos en azúcar, especialmente si son alimentos de producción industrial, por lo que tendrías que reducir su consumo. Para fortalecerles tienes que tomar alimentos que sean ricos en calcio y vitamina C. Si son ricos en fósforo, también te vendrá bien.
  • No aprietes los dientes: Puede parecer una tontería, pero el apretar los dientes cuando uno está nervioso daña gravemente la dentadura y provoca que estos se rompan. Tienes que evitarlo a toda costa.
  • Deja de fumar: ¿Tener un pitillo en los labios te relaja? Nadie lo niega, pero, ¿sabes cómo estás perjudicando a la salud de tus dientes por culpa del humo de tabaco que se mueve dentro de tu boca? Poco a poco van debilitando los dientes y al final acaban rompiéndose o cayéndose, porque los huesos de la encía ya no son tan fuertes.

Pero cambiar tu rutina diaria con el cuidado de la boca no es suficiente. Las visitas al dentista son importantes, ya que tienes que hacerte cargo de una caries antes de que vaya a más o tratar la gingivitis y evitar que aparezca la periodontitis. Ahora, ¿qué pasa si os habéis tenido que extraer algún diente? ¿Estáis fuera de peligro? No, los dientes de tu boca comienzan a moverse, lentamente, pero cada día se desplazan un poco más, y eso no es nada bueno para tu salud dental. Por lo que tendrías que ir rápidamente al dentista a ponerte un implante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *